Gran inicio de partido del Granada CF que deja la eliminatoria igualada en 23 minutos.

El Estadio Miguel Prieto acogía en la tarde de hoy domingo el partido correspondiente a la vuelta de los Cuartos de Final del Campeonato de Andalucía Alevín, entre los equipos del Granada CF y la UDC Pavía, con el entrenamiento de Iván Rodríguez Vázquez.

El partido se presentaba muy complicado para los rojiblancos después de haber perdido en la ida por un abultado 5-1, con un equipo, el almeriense que había anotado 19 goles a favor y solo 2 en contra en los tres partidos disputados en el Campeonato de Andalucía. Javier Mahía había dispuesto un partido con mucha intensidad y presión arriba, no dejando pensar a los jugadores del Pavía.

Antes de llegar al minuto 10, Casares abría la lata. Una buena jugada colectiva, le llega el balón a Rubén Casares en banda izquierda que la tira al palo largo, colocando el primero en el marcador. El gol hizo que los rojiblancos creyesen en la remontada, viviendo una primera mitad de ensueño.

Pablo Castillo anotaba 3 goles en tan solo 7 minutos. Los dos primeros a pase de Modric, Carlos Martínez sorteaba adversarios para dejársela a Castillo, para que este fusilase al portero almeriense. El tercero en la cuenta del armillero llego tras rematar solo en el centro del área un pase desde la izquierda. Minutos 23 y el Granada CF le había dado la vuelta a la eliminatoria.

Víctor Moreno se quería sumar a la fiesta, cruzando un disparo desde la banda derecha, anotando el quinto. La UDC Pavía estaban tocados, aunque se fueron con vida a vestuarios tras un gol de Rubén Hernández, el delantero remataba en posición dudosa tras un buen despeje de Alberto. Con este gol se llegaba al descanso, con la adrenalina a su máximo nivel.

La eliminatoria entraba en sus últimos 35 minutos. El Granada CF seguía mandando sobre el césped, aunque los visitantes llegaban con más asiduidad que en la primera mitad. Los rojiblancos estrellaban 2 palos, uno tras una falta lanzada por Javi a 30 metros de la portería. A falta de 10 minutos para la finalización de nuevo Castillo colocaba por delante a los suyos gracias a una bonita vaselina, desatando el delirio en la afición nazarí, pero como se suele decir, la alegría dura poco, instantes después, Enrique marcaba en propia puerta, colocando el 6-2 en el luminoso, dando la clasificación a los almerienses.

Con todo perdido, los de Javíer Mahía daba un paso al frente y como no, el jugador del partido, anotaba el quinto en su cuenta particular, el séptimo de su equipo, Castillo daba un nuevo vuelco a la eliminatoria, sin tiempo para más, clasificando a su equipo para la fase final que se jugará en Calahonda-Carchuna.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here